A pedido del Consorcio de Gestión del Puerto, investigadores del Instituto Argentino de Oceanografía iniciaron un monitoreo de la calidad del agua en el estuario local.

El objetivo es conocer el impacto de acciones de dragado y actividades portuarias en el lugar. Jorge Marcovecchio, Andrés Arias y Sandra Botte, personal de apoyo y becarios serán quienes lleven adelante las tareas.

El trabajo se lleva a cabo de manera semestral sobre 23 puntos. Cada vez que se realiza se miden los parámetros en agua como la temperatura y oxígeno disueltos, entre otros.

También se toman muestras subsuperficiales y de draga con sedimentos de fondo, que luego son llevadas al laboratorio para ser procesados.

Se realizan evaluaciones que detectan la presencia de sustancias potencialmente contaminantes, actualmente se están procesando las mediciones realizadas durante el presente. mes.

El estuario de divide en tres sectores:

  • Interno: Desde el Polo Petroquímico hasta el Salitral de la Vidriera (Villarino Viejo)
  • Intermedio: Desde la Termoeléctrica hasta Puerto Rosales
  • Externo: Desde Oil Tanking hasta la boya mare gráfica en línea recta con Pehuen Có

El estuario de Bahía Blanca posee un sector de 981 hectáreas que conforman una reserva protegida por su diversidad de aves playeras migratorias y hábitats. Es un extenso sistema de marismas e islas naturales y presenta características geográficas y biológicas únicas.