Durante la madrugada. También incendieron el auto de un agente. Los hechos se sucedieron en los destacamentos móviles de la Unidad Policial de Prevención Local (UPPL) de calle Esmeralda al 1.400 y en la de Nicolás Pérez y Los Ciruelos.


Dos destacamentos móviles de la Unidad Policial de Prevención Local (UPPL) en el transcurso de la noche fueron blanco de ataques.

El primero de los hechos se produjo, cerca de la medianoche, en la garita del barrio Spurr sobre calle Esmeralda al 1.400. El recinto resultó atacado a piedrazos, según fuentes oficiales. En el lugar se hallaban tres agentes de servicio, dos hombres y una mujer.

Lo cierto es que los policías de la División Científica realizaron un rastrillaje y no habrían hallado signos de proyectiles, pero sí de piedras.

Durante la madrugada, en la intersección de Nicolás Pérez y Los Ciruelos, se prendió fuego el automóvil de un uniformado que se encontraba cumpliendo tareas en la garita de ese sector. Sospechan que haya sido intencional, la destrucción del Renault Sandero fue total.




Comentarios