Desde las 0 horas de este viernes rigen las nuevas restricciones que ordenó el Gobierno Nacional para hacer frente a la segunda ola de coronavirus y el Ministerio de Seguridad acordó con las cuatro fuerzas federales “intensificar los dispositivos” en los 31 municipios del conurbano bonaerense y en los accesos a la ciudad de Buenos Aires.

Así lo acordaron la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, con los jefes de las cuatro fuerzas federales y con el secretario de Seguridad, Eduardo Villalba, para establecer “una serie de líneas de trabajo” ante las nuevas disposiciones.

Se resolvió también intensificar las tareas en “bases, delegaciones y escuadrones operativos” y controles de circulación desde las 0 hasta las 6 horas en los accesos a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en las principales ciudades del país y en puentes, peajes y rutas nacionales.

Dónde estarán los controles vehiculares

La Policía Federal controlará la circulación en el Puente la Noria, Camino de la Ribera y Autopista Panamericana-ramal Tigre (peaje).

La Gendarmería lo hará en Acceso Oeste-peaje Ituzaingó, peaje Dock Sud y Autopista Panamericana-ramal Pilar (peaje).

La Prefectura trabajará en Autopista Panamericana-ramal Campana (peaje), Puente Pueyrredón y Puente Avellaneda.

Y la Policía de seguridad Aeroportuaria (PSA) se apostará en la Autopista Richieri-peaje Mercado central.

Comienzan las restricciones: dónde estarán los controles vehiculares en el AMBA (Clarín).

Esenciales y transporte público

Desde el Ministerio, se recordó que todas las personas que utilicen el transporte público deberán contar con el permiso de circulación otorgado a través de la aplicación móvil Cuidar.

“Dicha habilitación, tal como se realizó desde el inicio de la pandemia, requerirá la actualización cada 48 horas del correspondiente autodiagnóstico”, destacaron.

Por otro lado, aquellas personas que por su situación sean consideradas “esenciales” y/o “exceptuados”, podrán circular dentro del horario restringido sólo si cuentan con el permiso mencionado.

“Ante los incumplimientos de los ciudadanos, las fuerzas de seguridad -tanto federales como provinciales- deberán comunicarse de forma inmediata con las autoridades judiciales de turno, quienes serán las encargadas de definir las correspondientes acciones legales establecidas por la ley”, señaló un comunicado.

Villalba, en tanto, anunció que las fuerzas federales trabajarán a partir de mañana en el control de las limitaciones a la circulación y dijo que quien viole el decreto tendrá “la misma sanción” que el año pasado y se le iniciará una “causa judicial”.

“Hay que sacarse la imagen o la idea de lo que ocurría en el primer semestre del año pasado con grandes colas de autos, filas y embotellamientos porque la restricción se va a realizar en un lugar donde habitualmente hay menos circulaciones”, aseveró el funcionario.

En declaraciones a la radio online Futurock, precisó que “la modalidad” será “muy parecida al 2020 en cuanto a que, si se detecta una violación a la normativa, “se librará un acta, se pedirá temperamento a la fiscalía o juzgado interviniente y eso va a dar curso a una causa judicial”.

En el transporte público, anticipó que la Policía Federal y la Gendarmería, van a “intensificar los controles” habituales que realizan en los trenes.

Más temprano, Frederic, reafirmó en una entrevista con radio Continental que las fuerzas federales cumplirán “un rol central” para “hacer cumplir” en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y en las provincias que requieran apoyo.

“El horario de 0 a 6 será el de mayor control y tenemos un despliegue que se fortaleció en el Gran Buenos Aires a lo largo del año, que cambiará su prioridad porque hoy lo es el control de la circulación”, subrayó Frederic.

Con información de Télam