El libro de 300 páginas que se publica año tras año con alcance mundial desde 1955 es un record en sí mismo. Estos son los registros más curiosos del año.


El libro Guinnes de los récords, que se edita desde 1955 y cada año renueva sus 300 páginas con las nuevas marcas alcanzadas en las más raras categorías, es un record en sí mismo. Es el anuario con derechos de autor más vendido de la historia y el libro más robado en bibliotecas públicas de Estados Unidos.

La edición 2019 ya llegó a las librerías argentinas. Incluye récords de América latina y está inspirada en la categoría que los editores del Guinness llaman “cultura creadora”: inventores, diseñadores, artesanos y productores que desarrollan proyectos y objetos ingeniosos con el sueño de marcar (o superar) un récord mundial.

En esa sección figuran desde los creadores de la pizza más larga (de 1,93 km de longitud, para cocinar la masa tardaron ocho horas) hasta la mayor cantidad de personas “saltando y chocando los cinco al mismo tiempo“: 4418 empleados de la empresa de servicios bancarios Grupo Bolívar, de Colombia, se reunieron para concretar ese récord en una convención en Bogotá.

También están los clásicos, como el hombre más pesado (unos 594,8 kg) el hombre vivo más alto (que además tiene las manos más grandes) y el hombre más longevo (el japonés Masazó Nonaka cumplió 113 años el 25 de julio). También están la mujer con las piernas más largas (132,8 cm, desde el talón hasta la parte superior de la cadera y la mujer más tatuada (tiene tatuajes en el 98,75 por ciento del cuerpo).

Otra sección que a todo el mundo le encanta son las hazañas con comida: la mayor cantidad de salchichas elaboradas en un minuto (logró 78 y rompió el récord de 2016, que eran 60), el menor tiempo en comer tres huevos en escabeche (21,09 segundos) y el pastel con forma de pelota más grande (285 kg), entre muchos otros récords insólitos. También, cómo recuerda La Nación, hay un espacio especial para “los records del Guinness”, es decir, los que ostenta la propia empresa, y un apéndice para las hazañas que se suman a último momento.




Comentarios