Un escándalo sacude al mundo del tenis. El estadounidense Sam Querrey quedó al borde de ser sancionado por violar el Código de Conducta de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) tras abandonar Rusia sin permiso, cuando se enteró que debería ser hospitalizado por dar positivo de coronavirus, informó el periódico ruso Kommersant.

La ATP, en un comunicado del departamento de relaciones con los jugadores, indica, sin mencionar el nombre del tenista estadounidense, que está en conocimiento del incidente y que ha puesto en marcha una investigación.

Sam Querrey durante el tercer día de Roland Garros 2020 (Photo by Anne-Christine POUJOULAT / AFP)

"A los jugadores y a sus equipos de apoyo se les ha recordado que las violaciones del protocolo (sanitario) puede poner en peligro los eventos y repercutir en todo el circuito", añadió.

Según Kommersant, tras dar positivo, Querrey, 49ª raqueta del mundo, que debía enfrentarse con el canadiense Denis Shapoválov en primera ronda del Abierto de San Petersburgo, fue apartado del torneo y puesto en cuarentena junto a su familia en un hotel de la ciudad.

Sin embargo, el tenista y sus acompañantes abandonaron la antigua capital imperial rusa a bordo de un avión privado. Según el periodista estadounidense Ben Rothenberg, Querrey escapó al enterarse de que debía ser hospitalizado, informó Infobae.

"Como los Querrey estaban experimentando lo que entendían como síntomas leves, temieron que alguno o todos los miembros de la familia fueran hospitalizados en Rusia, y especialmente preocupados por su hijo de ocho meses, del que no querían estar potencialmente separados dentro de un país extranjero", contó el cronista en Twitter.

"Así que Querrey, que en varios partidos importantes de su carrera mostró parches de un sponsor de jets privados, decidió pagar un avión particular para llevar a su familia fuera de las fronteras de Rusia, lejos del alcance de las autoridades sanitarias. Los Querrey fueron llevados a lo que se describió como 'un país cercano', que no requería un test negativo para ingresar. Ahora están permaneciendo en un AirBNB en ese país", cerró.

Según la prensa especializada, Querrey podría enfrentar una multa de 1000 dólares y la suspensión de hasta tres años de la ATP.

Con información de EFE.