Eliana Lucía Manzo participó del certamen y conmovió a Santiago del Moro y al público con el relato de su dura historia.


Una vez más una historia de vida emocionó e hizo reflexionar a los argentinos en “¿Quién quiere ser millonario?”. Esta vez fue Eliana Lucía Manzo la que compartió sus vivencias, y se fue a su casa con $300.000.

De chica, Eliana formó parte del Equipo Nacional de Gimnasia Artística y hasta participó de las Olimpíadas en 2004, pero fue en ese entonces cuando se dio cuenta de que su verdadera pasión no estaba ahí: quería ser actriz. “Por eso me anoté para estudiar teatro y a los 16 años hice mi primera obra, Los Árboles Mueren de Pie. En simultáneo estudiaba el profesorado de Danza Jazz y empecé a bailar clásico. El hecho de haber sido atleta me sirvió un montón para hacerlo”, contó a Teleshow.

Pero antes de que ella pudiera darse cuenta, una tremenda enfermedad neurológica comenzó a quitarle la visión, y quedó completamente ciega a sus 24 años. “Se empezaron a ‘morir’ las neuronas del nervio y fui perdiendo la vista. Si vos me ves tengo los ojos bien pero el tema es que el nervio no transmite la imagen al cerebro. Estuve tres veces internada, me hicieron todo lo que estuvo al alcance pero no hubo caso”; recordó.

Y agregó: “No se sabe qué es lo que tengo, no tiene nombre y apellido por lo tanto tampoco hay un tratamiento específico. En su momento me atendieron los síntomas, me daban corticoides pero no hubo resultados. Me dicen que soy joven y que la ciencia avanza… Yo tengo esperanzas de que algún día voy a poder volver a ver. Hoy no veo y tengo que vivir así. Si algún día todo cambia sería mágico, pero mientras tanto tengo que desarrollar herramientas para vivir“.

Incluso con esta enfermedad, Eliana no perdió la fe y siguió presentándose a castings en lo que le iba bien, pero luego tuvo que chocarse con la realidad, fue discriminada por ser no vidente y pensó que nunca llegaría a cumplir su sueño. “Dije: ‘Chau, no puedo ser actriz'”, contó.

Pero no estaba lista para rendirse, y así fue como terminó unida a Lito Cruz, el actor fallecido en 2017: “Mi mamá se enteró de que él tenía un proyecto así que levanté el tubo del teléfono y llamé a su estudio. Me atendió él, le conté de mi situación y le dije: ‘Necesito alguien que me dé la oportunidad. Yo sé que puedo hacerlo’. Me dijo que vaya a estudiar teatro con él y así fue. Hicimos una muestra de Romeo y Julieta en el Teatro Liberarte, en la que también estaba Mex Urtizberea. Siempre supe que iba a poder llegar, el tema es que el resto se diera cuenta de que yo podía”.

Eliana trabajó en La Otra dirigida por Cruz, y luego en un proyecto articulado con el INCAA para hacer obras de teatro en cárceles. Ahora forma parte del elenco de la obra PRODE, dirigida por Claudio Grillo (viernes a las 21 en el Teatro El Piso. Hidalgo 878).




Comentarios