La localidad cordobesa de Altos de Chipión está consternada por hechos misteriosos relacionados con la leyenda de “La llorona”. Vecinos del pueblo han denunciado gritos y ruidos aterradores por distintos sectores.

A través de las redes sociales pudieron dar testimonios de lo sucedido durante las madrugadas: “Escuché que varios niños y niñas no quieren salir a la calle por miedo”, escribió un usuario de Twitter.

Las redes comentaron el suceso de "La llorona"Via Ansenuza

El medio C2N.tv estuvo en la localidad para realizar imágenes y recoger algunos testimonios, pero la gente estaba muy asustada y no querían dar testimonio en público, pero sí comentaron fuera de cámara: “Yo escuché los ruidos dos veces, en distintas noches, no escuché gritos, pero si ruidos raros, mis perros ladraban como locos”, comentó una vecina. Otro testimonio lo expresó la dueña de un almacén que también pudo escuchar los ruidos: “Escuche los gritos, también dos veces, daban miedo”, comentó. “Parece que está en la ventana, pero está lejos el ruido. Un vecino salió con la escopeta a buscarla cerca de las antenas, retumba, es un grito fuerte”, dijo otro testigo.

La Policía de Córdoba envió a integrantes del departamento de investigaciones para resolver este misterioso caso. Según fuentes oficiales, serían cuatro los sospechoso de este acto, pero no tiene pruebas suficientes para su arresto.

Origen de la leyenda de “La llorona”

Una mujer indígena tenía un romance con un caballero español, fruto de esa relación nacieron tres hijos, que la medre siempre atendía de forma devota. Cuando la joven comienza a pedir que la relación sea formalizada, el caballero la esquivaba, por miedo al “qué dirán”.

Luego de un tiempo, el caballero, deja a la joven y se casa con una mujer de la alta sociedad. Por despecho, totalmente desesperada, asesina a sus tres hijos y luego se quita la vida. Desde ese día se escucha el lamento, de culpa y de tristeza, de la joven.

Leyenda de La Llorona

Cuando se escucha el lamento, un grito fuerte y aterrador, dicen que si uno ve por la ventana se puede observar la figura de una mujer vestida de blanco, que camina y se esfuma de repente por las calles.