Los obreros se encuentran reclamando, atrincherados en la fábrica textil Hispania, que no funciona hace 24 meses.


La crisis económica que atraviesa el país afectó a varias empresas que tuvieron que despedir trabajadores o en los casos más extremos, cerrar sus puertas. Sin embargo, hace dos años que la fábrica Hispania dejó de funcionar y muchas familias quedaron en la calle.

Los trabajadores de dicha empresa, que funcionaba en la localidad de Garmendia, perteneciente al departamento Cruz Alta, percibían un subsidio del gobierno, de $4000 pesos, que hace unos meses se cortó. Además, nunca obtuvieron una respuesta de los arrendadores ni dueños del lugar, por lo que decidieron tomar la planta.

“La fábrica viene parada hace más de 24 meses. Los empleados venían cobrando un subsidio de 4000 pesos del Gobierno, pero hace seis meses que se cortó defnitivamente todo”, contó sobre el presente Miguel Andrada dirigente textil.

“La decisión de tomar la planta es para que “aparezcan los arrendadores, el dueño, para que alguien se haga cargo de los sueldos caídos que ellos tienen. Es lamentable porque son 60 familias que esperan que aparezca alguien les pueda de una respuesta”, cerró en diálogo con LV12.






Comentarios