La protesta en la ciudad donde asesinaron a la adolescente tuvo réplicas en Rosario y Santa Fe.


Diez mil personas conmovidas por el asesinato de Agustina Imvinkelried coparon las calles de Esperanza para pedir justicia por el asesinato confirmado este lunes después del hallazgo del cuerpo de la chica golpeada y con signos de asfixia cerca del boliche donde desapareció este fin de semana.

La manifestación comenzó con una concentración en la Plaza San Martín este lunes a las 20. Luego hubo una procesión que pasó por la puerta de la Fiscalía de Las Colonias y concluyó frente a la Municipalidad en paralelo con el velatorio de la adolescente. Tanto en Rosario como en Santa Fe hubo acciones similares en repudio con la participaciones de múltiples organizaciones.

La marcha tuvo como epicentro la Plaza San Martín. (Esperanza Día Por Día)

Referentes regionales del colectivo “Ni Una Menos” se pusieron al frente de la movilización que también contó con convocatorias similares en Rosario y Santa Fe. Con mujeres vestidas de negro y pancartas alusivas tanto al crimen de Agustina como a la lucha contra los femicidios, la marcha sumó más tarde el apoyo del párroco Ernesto Agüera y otros religiosos.

Según informó el portal Esperanza Día por Día, quienes hablaron durante el acto reclamaron avances en las políticas de género y la implementación de la Educación Sexual Integral (ESI) a la par del esclarecimiento del caso.

La intendenta Ana María Meiners estuvo junto a la familia en la despedida de Agustina y aseguró que “se ignoraba totalmente” que el acusado tenía una denuncia previa por violencia de género. A raíz del suicidio de Pablo Trionfini cuando se vio cercado por la policía en el marco de la investigación, la funcionaria argumentó en un reportaje con LT8 que no pesaba ninguna sospecha sobre el empleado municipal y insistió: “Nosotros bregamos por nuestro personal, siempre que vemos una anomalía tratamos de colaborar”.






Comentarios