Este lunes se sumaron 370 casos nuevos. En Rosario el sector público tiene 78% de plazas de terapia intensiva en uso.


Por tercera jornada consecutiva, Santa Fe registró un descenso en el total diario de casos de coronavirus. Sin embargo, este lunes fue récord con diez muertes confirmadas. Además de notificar 370 contagios, las autoridades advirtieron que la ocupación de camas de terapia intensiva está en “un nivel casi crítico” y pidieron extremar las medidas de prevención personales.

La ministra de Salud, Sonia Martorano, indicó que existe “una dispersión en toda la provincia” pero puso sobre la mesa números que reflejan una situación de mayor demanda en Rosario. Allí el 78% de las camas críticas del sector público están en uso, por lo que la semana pasada ya se recomendó tanto de ese lado como del privado la suspensión de cirugías programadas.

De acuerdo a fuentes oficiales, las plazas disponibles para casos más graves en todo Santa Fe están ocupadas un 60 por ciento y la cifra sube a 62 si se observa el funcionamiento del sistema en el departamento La Capital. Actualmente hay 78 personas internadas y 37 de ellas se encuentran con asistencia mecánica respiratoria. Además hay otras 210 en salas de cuidados generales.

“Hoy apelamos nuevamente al gran compromiso de la sociedad. Les pedimos mayor cuidado, el uso de barbijo permanentemente, tapando nariz, boca y mentón, mantener los 2 metros de distancia y circular solamente si es necesario”, expresó Martorano.

En cuanto a la situación epidemiológica, el Gobierno provincial informó que detectaron 197 contagios en Rosario, 22 en Chabás, 21 en San Lorenzo, 12 en Villa Gobernador Gálvez y 11 en Capitán Bermúdez. A su vez, Granadero Baigorria y Santa Fe sumaron 10 casos cada una y hubo otros 8 en Venado Tuerto.




Comentarios