Luego del terremoto que el pasado lunes afecto a la provincia de San Juan, el gobierno nacional enviará 400 millones de pesos en concepto de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) para brindar asistencia a las familias afectadas por la ocurrencia sísmica que produjo cuantiosos daños materiales, según publicó el portal oficial de noticias SI San Juan.

El gobernador de San Juan, Sergio Uñac y el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, definieron el envío de asistencia en una reunión de trabajo realizada en Buenos Aires, donde además analizaron en forma pormenorizada la situación que atraviesa la provincia cuyana.

Los 400 millones de pesos que aportará el gobierno nacional se suman a los 186 millones de pesos enviados por la Nación y la construcción de 1.800 viviendas anunciada por el presidente Alberto Fernández tras los daños parciales o totales que sufrieron numerosas viviendas precarias ubicadas en varios asentamientos, especialmente aquellas cercanas al epicentro, que tuvo lugar en el sur sanjuanino.

Uñac aseguró que “San Juan atraviesa momentos difíciles, por lo que la ayuda del Ministerio del Interior es fundamental por la inmediatez de los recursos para llegar con ayuda a quienes más lo necesitan en forma rápida”.

El mandatario sanjuanino consideró que “este tipo de ayuda nos hace sentir que somos parte de esta Argentina federal, por eso mi agradecimiento en la figura del ministro Wado de Pedro a todo el Ministerio del Interior, que desde un primer momento estuvo presente para resolver las necesidades de los sanjuaninos”.

Por su parte, el ministro de Pedro explicó que “el presidente nos encomendó acompañar al gobernador para que los sanjuaninos y sanjuaninas se repongan lo más rápido posible de esta difícil situación, y que sepan que cuentan con un gobierno nacional que los tiene presentes, trabajando a la par”.

Mientras tanto, las familias que sufrieron pérdidas materiales por el sismo continúan recibiendo asistencia del gobierno provincial, a través de elementos como módulos alimentarios, agua, materiales de construcción y colchones.

Con el apoyo del Regimiento de Infantería de Montaña 22, con asiento en San Juan, el Ministerio de Desarrollo Humano lleva adelante un abordaje territorial en las zonas más afectadas, llevando a cabo un minucioso relevamiento, casa por casa, e interiorizándose de la situación de cada grupo familiar.

En cuanto a los daños provocados por el terremoto en diversas rutas, la Dirección Provincial de Vialidad (DPV) trabaja para reparar la grieta longitudinal producida en la banquina de la Ruta Nacional 153 (Los Berros) y la grieta longitudinal de calzada de más de un kilómetro en la Ruta Nacional 40, entre calles 17 y 18.