Un lunes helado, con temperaturas bajo cero y heladas, da inicio a la penúltima semana de julio. Con temperaturas de -2.2°, y una sensación térmica de casi -6°, la semana empezó congelada para los salteños, que tuvieron que sacar guantes, bufandas y gorros para poder salir esta mañana de la casa.

La temperatura máxima, por otra parte, escalará hasta los 16°. El cielo estará parcialmente nublado durante todo el día. La humedad es del 87%, la presión es de 887.4 hPa, el viento soplará de 7 a 12 kilómetros por hora durante todo el día, con una visibilidad de 15 kilómetros.

El martes el panorama mejorará levemente, con una mínima de 2° y una máxima de 19°. Sin embargo, el miércoles la temperatura pegará un importante salto, con una mínima de 8° y máxima de 22°, y esta tendencia se mantendrá ya durante toda la semana, alcanzando durante el fin de semana temperaturas primaverales.