Un joven salteño, de quien se reserva la identidad para proteger a la víctima, fue condenado por hechos de abuso sexual concretados en perjuicio de la hermana menor de edad de la mujer con la que mantenía una relación de pareja.

La madre de la adolescente, de 13 años en ese momento, radicó la denuncia al tomar conocimiento que el novio de una de sus hijas, con quien convivían en la misma vivienda, había cometido distintos actos de abuso sexual en perjuicio de su hija.

Cecilia Flores Toranzos, fiscal penal 3 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual de Salta, representó al Ministerio Público ante la Sala I del Tribunal de Juicio del distrito Centro, en la audiencia de debate contra el joven imputado por los delitos de abuso sexual simple agravado por la convivencia (dos hechos) en concurso real con abuso sexual con acceso carnal agravado por la convivencia (tres hechos) en perjuicio de la menor de edad.

El juez Federico Armiñana Dohorman, en su veredicto, le impuso la pena de 9 años de prisión de cumplimiento efectivo y, en el mismo fallo, dispuso la extracción de material genético del condenado por parte del Servicio de Biología Molecular del Departamento Técnico del Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF), previa asignación del Dato Único de Identificación Genética (DUIG), para su incorporación en el Banco de Datos Genéticos.