Brutiss es una gata que sufre de hipolapsia cerebelosa. Según cuenta su dueña Elizabeth Rising, de Boston, Massachusetts, Estados Unidos, la gata necesita la ayuda de un andador para mantener el equilibrio, pero ni eso la frena.

//Mirá también: Un gato que se saca selfies con sus amigos es furor en las redes sociales

La historia de la gata conmovió a todos los usuarios de las redes. Brutiss tiene seis años y ha ganado mucha popularidad. Es que su adorable aspecto e interesante forma de caminar ha logrado aculumar más de 19 mil seguidores.

Elizabeth registra en las redes sociales todos los avances y pequeños logros de su gatita, que vive una vida plena gracias a su dueña. Además, cuenta que necesita un andador y tiene que hacer hidroterapia varias veces a la semana.

La hipoplasia cerebelar es una anormalidad congénita muy frecuente en los animales domésticos. Se debe a un desarrollo defectuoso en la diferenciación tisular del cerebelo, que provoca la disminución del tamaño de dicho órgano. La causa más frecuente es una infección viral intrauterina o perinatal.

//Mirá también: Un gato ayudó a una tortuga a llegar hasta el agua y se volvió viral

Pero a pesar de todas las dificultades que tuvo que atravesar Brutiss, no deja que nada le impida tener una vida igual a la de los demás gatitos.