Emiliano Vecchio podría perderse el reinicio del torneo si sostiene su postura de no vacunarse contra el coronavirus. Es que la AFA instó fuertemente a todos los clubes para que incentiven a sus futbolistas a inocularse.

Vecchio es el único jugador de Rosario Central que no recibió ni siquiera una dosis porque dice estar en contra de esta vacuna. Cabe recordar que el futbolista contrajo la enfermedad tiempo atrás y por eso se demoró su inicio de pretemporada.

La novedad es que la AFA quiere que todos los jugadores profesionales estén inoculados, y más allá de que no sería obligatorio, está presionando con fuerza a los clubes. Esto puso contra las cuerdas al Magnate, que medita qué decisión tomar.

Su representante, Sergio Lami, dijo que en tal caso, Vecchio priorizará “lo grupal” por sobre su “ideología”, por lo que de ser obligatorio, se vacunaría. No obstante quiere hacerlo con sólo una dosis, cuando la casa madre del fútbol argentino reclama las dos.

Por lo pronto, se retrasó una semana el inicio de la Liga de Fútbol Profesional precisamente por la gran cantidad de contagios.