El dirigente vinculado a Carlos Reutemann había sufrido un infarto severo horas antes en la capital provincial.


A menos de un mes del decimoquinto aniversario de las inundaciones que dejaron bajo el agua un tercio de la ciudad de Santa Fe, este lunes falleció el ex intendente Marcelo Álvarez, quien por entonces gobernaba la capital provincial como parte del Partido Justicialista (PJ).

El director del Hospital Cullen, Juan Pablo Polletti, informó que el dirigente peronista sufrió un infarto severo pasado el mediodía e inicialmente había sido atendido en un centro de salud privado. Sin embargo, luego fue derivado al efector público para recibir asistencia con equipos de alta complejidad.

El deceso se produjo poco antes de la conferencia de prensa organizada para dar a conocer los detalles del estado de salud del arquitecto, quien se encontraba en “estado crítico” tras ingresar al Sanatorio San Jerónimo y luego al Cullen alrededor de las 14.

Álvarez era uno de los tres imputados en la causa penal que se abrió después de la tragedia que se cobró la vida de 18 personas en forma directa y muchas más sin contabilizar en forma oficial. El año pasado, la Corte Suprema había rechazado una vez más la prescripción del expediente con el objetivo de dictar sentencia finalmente.

Más adelante, la defensa del ex intendente presentó un recurso de nulidad que trabó la reanudación del proceso en el que también figuran como acusados el ex ministro de Obras Públicas Edgardo Berli y Ricardo Fratti, por entonces director provincial de Hidráulica. Al igual que Álvarez, quien había ganado las elecciones de 1999 apadrinado por el candidato a gobernador Carlos Reutemann en el camino a su segundo mandato, ambos funcionarios estaban vinculados a la gestión del actual senador nacional por Cambiemos.






Comentarios