Hace dos días fueron compañeras y ahora les tocó ser rivales. Así fue la vuelta al ruedo en singles para Nadia Podoroska junto a Irina Begu tras su participación histórica en Roland Garros. La rosarina ganó por 6-4 y 6-4 en la primera ronda del torneo de Linz y mañana volverá a jugar con la rumana en los cuartos de final de dobles.

La tenista que fue una de las revelaciones del Grand Slam francés se impuso al cabo de una hora y 43 minutos de juego en el certamen austríaco. Ubicada en el puesto 48 del ranking mundial de la WTA, derrotó a la europea tras quebrarle el servicio en el segundo parcial para ponerse 5-4 arriba en un partido parejo.

A partir de esta victoria en octavos de final, la argentina accedió a enfrentar a Camila Giorgi (75). La italiana supo consagrarse campeona en 2018 y este martes pasó la ronda inicial al imponerse sobre la española Sara Sorribes (65) por 6-3, 5-7 y 6-4.

En paralelo con lo que ocurre en el cuadro individual, Podoroska y Begu continúan en carrera para ganar el torneo en dobles. Así se medirán este jueves con las checas Lucie Hradecka y Katerina Siniakova, quienes previamente eliminaron a la rusa Natela Dzalamidze y su compañera británica Eden Silva por 6-1 y 6-3.

El torneo de Linz se juega sobre canchas rápidas y bajo techo, tiene como máxima favorita al título a Aryna Sabalenka (11) y repartirá premios por 202.250 euros. La bielorrusa ganó su primera partido ante la italiana Jasmine Paolini (84) por 6-4 y 6-4, y su próxima rival será la suiza Stefanie Voegele (124).