El pronóstico para la semana contempla ascenso de temperatura hasta llegar a una máxima probable de 29 grados.


El invierno parece listo para despedirse definitivamente esta semana de Rosario. Así lo indica el pronóstico con una máxima de 24 grados para este domingo y valores similares de cara a los próximos días, aunque hasta el momento no hay chances de lluvia en el horizonte.

La ciudad amaneció con una temperatura de 8,9°, alta humedad y baja presión. Pasadas las primeras horas de la jornada con neblina se esperaba una mejora en la visibilidad y un incremento en la velocidad del viento desde el sudeste. Sin embargo, persiste el anuncio de algunas nubes en el cielo.

Según el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), el lunes será la gran excepción de la semana que viene con una mínima probable de 3 grados. Después se espera que el frío retroceda y anticipan que el termómetro puede llegar a marcar hasta 29 grados entre el jueves y el viernes.

Suspendidas casi todas las actividades no esenciales en Rosario, las caminatas recreativas siguen habilitadas en un radio de 500 metros del domicilio durante una hora como máximo. Para cualquier otra salida también es obligatorio el uso correcto de barbijo sobre nariz, boca y mentón. Además, finalizado el domingo está prevista la reanudación del servicio de colectivos urbanos e interurbanos.




Comentarios