Un hombre de 93 años se descompensó y requirió asistencia médica luego de haber sido estafado en el microcentro rosarino. La maniobra delictiva se ejecutó en la Plaza Pringles este lunes por la tarde, cuando un delincuente logró llevarse el equivalente a 7 millones de pesos en efectivo.

Después de otros tres episodios similares denunciados en los días anteriores, en esta oportunidad la policía informó que la víctima había recibido un llamado telefónico de parte de una persona que se hizo pasar por un miembro de su familia. Así lo convencieron de que debía cambiar sus ahorros en moneda extranjera y lo citó en la esquina de Pasaje Álvarez y Paraguay, a metros de su departamento.

El dueño del dinero bajó a la calle y se encontró con el estafador frente a la Bolsa de Comercio. Sin mayores inconvenientes, el ladrón se alzó con 100.000 dólares y la misma suma en pesos para darse a la fuga.

Una vez que el anciano se dio cuenta de que había caído en la trampa, sus parientes llamaron a una ambulancia para atenderlo. La denuncia sobre el caso quedó asentada en la Comisaría 2° y es la cuarta registrada en órbita de la Fiscalía Regional de Rosario, aunque una de las víctimas descubrió el intento de estafa luego de consultar con sus familiares.