La Secretaría de Salud decidió posponer la entrega de bucodentales entre otras medidas en sus efectores.


El secretario de Salud rosarino Leonardo Caruana informó este miércoles que la Municipalidad dejará de entregar certificados médicos y bucodentales en sus dependencias. Al mismo tiempo anticipó que iniciarán una operativo de vacunación a domicilio como complemento de las medidas para prevenir el contagio de coronavirus.

Sobre los trámites para recibir la documentación habitualmente requerida por escuelas y gimnasios, el funcionario explicó: “Los vamos a posponer para cuando tengamos un horizonte más claro en función de la demanda y el aspecto epidemiológico”.

En busca de garantizar el distanciamiento social en los centros de primer nivel y demás efectores locales, la cartera sanitaria decidió implementar una “reorientación sin interrumpir la atención prioritaria” de la población. Así se resolvió establecer turnos específicos para adultos mayores y grupos de riesgo junto con circuitos específicos para tratar cuadros febriles y problemas respiratorios.

“Vamos a trabajar en una estrategia muy fuerte de vacunación a domicilio”, explicó Caruana sobre los recaudos para evitar la asistencia de quienes están más expuestos al contagio del COVID-19. Si bien no puso plazos, aseguró que la Municipalidad cuenta el registro de cada paciente y “cuándo se tiene que vacunar”.




Comentarios