La manifestación se inició este jueves ante el reiterado rechazo a la prohibición de la tracción a sangre en la ciudad.


Un grupo de carreros se apostaron este jueves en la Plaza 25 de Mayo para pedir una alternativa ante la aplicación de la ordenanza que prohíbe la tracción a sangre en el casco urbano de Rosario.

Los trabajadores insisten en que no tienen forma de continuar con su actividad en los términos actuales de la normativa y piden que se revise la situación por parte del Ejecutivo.

La manifestación con decenas de caballos bloqueó la circulación por Buenos Aires desde Rioja hasta Santa Fe y también sobre esta última calle hacia Laprida, lo cual generó desvíos tanto para los colectivos como para vehículos particulares.

Fotografía: @RauldeRosario.






Comentarios