En la madrugada de este viernes, efectivos de distintas dependencias de la Unidad Regional I y agentes municipales, intervinieron en una fiesta donde participaban alrededor de 40 personas en una vivienda de la chacra 107.

Los uniformados fueron alertados por el Centro Integral de Operaciones (CIO-911) y una vez en el lugar, constataron que los participantes estaban aglomerados y sin respetar los protocolos de sanidad establecidos.

Por esta razón, se notificó al dueño del inmueble a través de un acta las medidas incumplidas, y se procedió al despeje del lugar.

Intervino en el hecho el Juzgado Federal de Posadas.