El presidente del CGE, Alberto Galarza, estimó que las clases dentro del aula volverán cuando haya una vacuna contra el COVID-19. Estimó que en el primer grado y en el quinto de secundaria estarán las "prioridades".


En el regreso a las aulas luego del aislamiento más estricto por la pandemia de coronavirus que ya cumple 54 días, la cartera educativa establecerá cuáles son las prioridades para que los alumnos vuelvan a clases presenciales.

Alberto Galarza, titular del CGE de Misiones. (Prensa)

Entre esas prioridades se estima incluir a los cursos de 5° año de la secundaria y del primer grado de la primaria, explicó el presidente del Consejo General de Educación (CGE), Alberto Galarza.

El gobernador Oscar Herrera Ahuad con sus ministros de Salud, Oscar Alarcón, y de Educación, Miguel Sedoff, el vicegobernador Carlos Arce y el titular del Consejo de Educación, Alberto Galarza. (MisionesOnline)

El funcionario señaló que en el primer caso, se trata de alumnos que están finalizando su etapa educativa secundaria y se aprestan para la Universidad, en declaraciones a Radio Azul.

En segundo lugar, los alumnos de primaria son también una prioridad educativa porque “en el primer grado se da el proceso de aprendizaje de la lectoescritura y de las operaciones matemáticas: es imperativo que tengan la vuelta a clases”.

Galarza confirmó que, aún con medidas de bioseguridad, para la vuelta a clases presenciales “se espera en primer lugar que aparezca una vacuna y que se cumpla con la higiene, el distanciamiento social, la desinfección de los ámbitos de circulación”.

“Volver a clases será un síntoma de que no hay circulación viral comunitaria, pero no significa que el virus haya desaparecido. Cualquier escenario tiene que tener presencialidad con distanciamiento social“, explicó.

Consideró por otra parte que la presencialidad no se podrá aplicar “si hoy tenemos 25 estudiantes dentro del aula, a menos de un metro de distancia entre ellos dentro del aula, esto no lo podremos hacer, habrá que pensar cómo sostener el distanciamiento”.

El requisito general para el regreso de las clases presencial será que aparezca una vacuna y se pueda resolver el problema de la circulación viral, indicó. En cuanto a la cantidad de trabajo que tienen los alumnos en sus casas, señaló que esto se produce por el traslado a los hogares de gran parte de las tareas que los chicos realizan en las aulas.

Agregó que la calificación suspendida es una buena medida y que se mantendrá la “ponderación de la evolución del estudiante en el aprendizaje”. “Nosotros interrumpimos la faz administrativa, pero no dejamos de evaluar!.

En cuanto a la educación técnica, señaló que la práctica profesional docente se puede adelantar según la especialidad. Agregó que “no necesariamente se deba hacer en el ámbito de un taller, pero sí se puede evaluar desde la virtualidad, sin operar la máquina, como en robótica hay trabajos remotos”.

Galarza recordó que, como se ha dicho siempre, la escuela es el segundo hogar. En este caso la familia debió “concentrar las dos tareas, acompañando a sus hijos. Es altamente positivo, por eso un profundo agradecimiento a los padres por el compromiso que han demostrado”.

“En el primer hogar se concentraron las dos tareas”, mencionó en referencia a las tareas que ahora los alumnos deben realizar en sus casas. Explicó que se han tenido en cuenta los reclamos por el exceso de tareas y los docentes han dosificado el nivel de exigencias.




Comentarios