El "Conejito" donó los pasajes para que el pequeño viaje a China y el "Pocho" 10 mil dólares. 


El viaje a China para que Renzo Oliva sea sometido a un tratamiento para poder ver, está cada vez más cerca. La familia recibió la visita de Javier Saviola y su mujer, pero además anunciaron que otro futbolísta se sumó la campaña “Ayudame a mirar”.

El “Conejito” y la paranaense Romanela Amato se comunicaron con la familia hace un par de meses para informarles que ellos se harían cargo del costo de los pasajes para que el pequeño pueda viajar y realizarse el tratamiento para intentar ver. 

Además del traslado, los Oliva tienen que juntar el dinero para solventar los gastos en China. Hasta el 20 de diciembre, faltaba juntar el 10% de los 50 mil dólares que neceistaban pero el 2019 llegó con una gran sorpresa: el “Pocho” Lavezzi donó 10 mil dólares. “Es una ayuda enorme para nosotros”, señaló la familia.

“Queríamos contar y agradecer que nos donaron 10.000 dólares de parte de otro jugador de fútbol muy importante que vive en China: el Pocho Lavezzi”, contó Carla, la mamá del pequeño, a Elonce.

Ezequiel Lavezzi volvió a Villa Gobernador Gálvez. (@pocho22lavezzi)

Además, los padres del pequeño agradecieron a Lucía Maestro, ya que la joven fue la encargada de difundir el caso de Renzo por las redes sociales y que lleguen a los famosos.

Nos visitó de sorpresa, Javier Saviola, Romanella y Lucia Maestro quien nos contactó con ellos y consiguió que nos haga una donación. Estuvieron durante casi dos horas, comimos pan dulce, nos contaron del viaje, de cómo hay que hacer para retirar los pasajes y charlamos sobre otros gestos solidarios que han hecho”, comentó la mujer.

En la misma línea, el padre del pequeño remarcó: “Son personas muy humildes, se brindaron siempre con la mejor onda y nos dijeron que los llamemos a cualquier hora por cualquier inconveniente que tengamos, que no había problema”.

Pero la solidaridad no termina porque los papás de Renzo anunciaron que una vez que terminaran de juntar el dinero necesario para el tratamiento de su hijo, ayudaría a otra pequeña que también debe viajar a China por una grave enfermedad.

Se trata de Mariam Solange Gareis, una nena de 5 años que debe someterse a un tratamiento de regeneración celular que mejorará su calidad de vida.

“Fuimos enviando los pagos parciales y ya está pago el primer tratamiento. Para el segundo, el dinero está siendo depositado en plazo fijo en dólares para que el dinero no pierda su valor”, detalló Carla.

Para juntar dinero, realizaron colectas y rifas. La última fue un sorteo poro una moto y fue el primer gran gesto de los Oliva para con Miriam: “El premio quedó vacante pero decidimos donar el dinero de la moto a Mariam, la nena que también necesita del tratamiento para mejorar su calidad de vida. Nos comunicamos con la mamá y estaba re contenta”, contaron.






Comentarios