La Dirección de Recursos Naturales Renovables de la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial viene realizadando operativos de control y fiscalización a pescadores en el Área Natural Protegida Manzano Histórico-Portillo Piuquenes. Los guardaparques secuestraron 7 cañas de pesca, 30 truchas y labraron 5 actas. Principalmente lo que se busca es prevenir la dispersión del alga exótica invasora Didymo,

“Los infractores no contaban con el permiso diferencial de pesca para la zona y en todos los casos estaban pescando con carnada viva, con lombrices y langosta, lo cual está prohibido. Los pescadores fueron posteriormente desinfectados para evitar la dispersión a través de los equipos a otros ambientes acuáticos”, detalló el guardaparque Fernando Jara.

El funcionario recordó que “quienes son usuarios náuticos, antes y después de ingresar a un cuerpo de agua deben tener precaución de lavar correctamente los instrumentos y prendas que pudieran haber arrastrado algas. Consiste en remover restos de barro, arena, plantas y algas de la ropa, calzado, embarcaciones y equipo de pesca; lavar todo con detergente o en lavandina al 2% o en agua a 60°C durante 1 minuto o en solución salina al 5% durante 30 minutos y secar al aire y al sol calzados, ropa y equipos por 48 horas”.

“El ser humano es el mayor vector de propagación del alga Didymo. Esto genera la imperiosa necesidad de un compromiso por parte de los usuarios de los arroyos, ríos y espejos de la provincia para controlar la dispersión”, concluyó Jara.

Los interesados en tramitar el permiso diferencial de pesca en esta zona o consultar sobre esta especie y los efectos que tiene sobre el ecosistema pueden hacer su consulta a través del sitio https://www.mendoza.gov.ar/drnr/alga-didymo/, comunicándose telefónicamente a la Dirección de Recursos Naturales Renovables a los teléfonos 4252090 y 4257065 de lunes a viernes de 8 a 13 o concurrir a la delegación más cercana. Fuente Gobierno de Mendoza