El anuncio de un nuevo confinamiento en el país puede generarnos pensamientos negativos que afectan a nuestras acciones, trabajo o familia. Para contrarrestar estos pensamientos y comenzar a lograr bienestar espiritual en los mendocinos, Fernanda Serq, máster en Reiki Usui y Kundalini, ofrece algunos consejos para cambiar nuestro punto de vista ante algunos momentos de la vida.

//Mira también Qué se podrá hacer y qué no durante los 9 días de confinamiento en Mendoza

La profesional comentó que es importante generar hábitos positivos en diferentes momentos de la vida que nos interpelan. Respecto al estrés del trabajo, explicó: “Para comenzar es necesario que podamos identificar que cada persona aliviana su carga o cansancio del trabajo de maneras diferentes, pero es necesario tomarse un momento para lograrlo”.

Una de las maneras de llegar a nuestras casas sin tanto “peso” generado por el estrés y la rutina es ser consiente de nuestra respiración. “Cuando sintamos que estamos por colapsar debemos tomarnos unos segundos para escucharnos, respirar en tres tiempos hasta que comencemos a disminuir nuestras palpitaciones”, explicó.

Situaciones en el trabajo pueden generar estrés o pensamientos negativos.

Respecto a los pensamientos negativos que podemos generar en nuestro día a día ante diferentes situaciones, como la llegada de un nuevo confinamiento por ejemplo. Podemos seguir estos consejos:

- Comprender que a la realidad externa no podemos cambiarla, pero si podemos transformar nuestra manera de ver la realidad por la que atravesamos. “Seamos consientes de nuestra manera de accionar, de cómo sobrellevamos y cómo actuamos ante determinadas acciones, podemos cambiarlas”, afirmó Fernanda.

- “Todos los cambios que efectuamos empiezan por uno mismo y luego de incorporarlos a nuestros hábitos podemos transmitirnos a los demás”, señaló.

- Ser agradecidos de lo que tenemos, de lo que damos y de lo que recibimos.

-Vivir el aquí y ahora. “Debemos entender que el futuro todavía no llega y el pasado no está, solo queda enfocarse en el hoy y en cómo lo llevamos adelante con nuestras acciones”, remarcó.

- Cargar de energías positivas nuestros hogares. Se puede hacer de una manera tan sencilla cómo bailando, escuchando música que nos sea de nuestro gusto, limpiando o simplemente reírnos un rato con videos o películas.

La Máster indica que “el pensamiento es un hábito y como tal se convierte en una rutina. Nosotros somos los creadores de los pensamientos que generamos y debemos ser consientes de ellos, de qué cargas les damos y la prioridad en nuestra vida que les otorgamos”, añadió.

//Mira también Cronograma de actividades en Las Heras antes del nuevo confinamiento

Por último, nos deja preguntas para poder reflexionar diariamente. “Cada día necesitamos preguntarnos ¿a qué le damos vida en nuestra rutina? ¿Somos consientes de ello?. En el caso de ser cosas malas a las que les damos vida tenemos en nuestras manos el poder de cambiarlas”, concluyó.