Rechazan pedido de excarcelación de los acusados por apremios ilegales en Bernardo de Irigoyen

La resolución respalda la decisión del juez Ariel Belda Palomar, debido a riesgos procesales que podrían obstaculizar la investigación en curso. Los acusados enfrentan cargos por privación ilegítima de la libertad y torturas contra un joven de 23 años.

Rechazan pedido de excarcelación de los acusados por apremios ilegales en Bernardo de Irigoyen.
Rechazan pedido de excarcelación de los acusados por apremios ilegales en Bernardo de Irigoyen. Foto: Misiones Online

La Cámara de Apelaciones de Misiones confirmó la decisión del juez instructor de San Pedro, Ariel Belda Palomar, respaldando el rechazo a las solicitudes de excarcelación presentadas por los abogados de dos efectivos policiales de la Unidad Regional XII. Estos agentes se encuentran detenidos y enfrentan acusaciones por privación ilegítima de la libertad y torturas en perjuicio de un joven de 23 años de la localidad de Bernardo de Irigoyen.

La resolución de la Cámara se fundamenta en la existencia de riesgos procesales que podrían afectar la investigación en curso. Los magistrados argumentaron que liberar a los detenidos podría entorpecer el desarrollo de las pruebas pendientes en el expediente, destacando la necesidad de preservar la integridad del proceso judicial.

El juez instructor, en su decisión previa, fundamentó el rechazo a las excarcelaciones en la importancia de obtener los resultados de diversas medidas destinadas a esclarecer los hechos. La determinación implica que los acusados permanecerán bajo detención durante el transcurso del proceso judicial.

El incidente que dio origen a estas acusaciones tuvo lugar el 7 de agosto en la avenida Juan José Junes de Bernardo de Irigoyen. Según la denuncia presentada tanto en la Seccional local como en la Fiscalía de Instrucción de San Pedro, los dos policías interceptaron al joven mientras caminaba por la vía pública y lo subieron a un vehículo policial.

Se sostiene que los agentes trasladaron al joven a las afueras de la ciudad, donde presuntamente llevaron a cabo actos de violencia física en su contra, incluyendo golpizas y amenazas de prenderlo fuego tras rociarlo con nafta. Posteriormente, lo liberaron cerca de la Terminal de Ómnibus, advirtiéndole sobre consecuencias graves si decidía presentar una denuncia.

Leer también: Policías fueron detenidos acusados de apremios ilegales en Bernardo de Irigoyen

A pesar de las heridas sufridas, la víctima logró llegar a su hogar y fue posteriormente trasladada al hospital local para recibir atención médica. Después de un período de observación, decidió formalizar la denuncia contra los dos agentes, dando inicio al proceso judicial que continúa su curso.

Temas Relacionados