A pocos kilómetros de Villa Allende, un automovilista logró capturar con su celular el paso de un ejemplar de gran tamaño.


Es raro verlos y mucho más cuando se trata de zonas muy concurridas por los humanos, pero en esta cuarentena se han repetido estos avistajes de pumas en distintas localidades de Córdoba.

Esta vez, el punto del encuentro con el “león americano” y todo su esplendor ocurrió en cercanías de Villa Allende, en las Sierras Chicas, donde dicen que es muy difícil verlos.

Pasando con su auto en dirección al Pan de Azúcar, un automovilista y su acompañante lograron registrar a un ejemplar de gran tamaño, que al advertir el avance del vehículo se volvió sus pasos y y buscó la manera de volver a los pastizales, donde se siente más seguro.

Sumado a la reducción de sus territorios por el desmonte,seguramente el silencio y la falta de intrusos han generado las condiciones para que estos animales se arrimen a los poblados.

Hace unos meses, en Villa General Belgrano también reportaron un avistaje similar, en un predio de cabañas desierto por la falta de turistas.




Comentarios