Calculan que estas obras beneficiará a más de un millar de familias.


Una necesidad básica es el agua potable en cualquier rincón del mundo, pero en Córdoba hay una gran cantidad de sectores y barrios que no acceden a este servicio. En este sentido desde la Municipalidad preparan una millonaria inversión para poder remediar esta situación.

Según informó La Voz, se trata de una inversión de 50 millones de pesos destinada a extender la red de agua potable para que llegue a esos asentamientos que no tienen el servicio o que lo tinene de manera deficitaria.

“Estamos elevando al Concejo Deliberante un proyecto para que se nos autorice a ingresar en los terrenos y así llevar el agua potable a estos lugares, que tenían el servicio, pero de manera deficiente o irregular”, indicó el secretario de Desarrollo Urbano, Daniel Rey, a ese medio.

Según el funcionario, este plan de obras beneficiará a más de un millar de familias. “Calculamos que mejoraremos la situación de más de cinco mil personas que viven en esos lugares”, agregó el funcionario.

La primera etapa del programa contempla obras en ocho puntos de la ciudad de Córdoba: Cooperativa 6 de Agosto, Cooperativa Camoatí en Villa El Libertador, Las Tablitas, La Huertilla, Los Artesanos, Los Cortaderos, Villa La Tabla y Campamento Ferroviario, en Alta Córdoba.

Además, se trabajaría en un sector de villa La Lonja, Piedras Blancas y el Quemadero, entre otros barrios. Y también un sector de Marqués Anexo donde se encuentra el Parque Educativo Municipal. En esta última barriada, el municipio capitalino busca llevar el servicio de agua potable a 36 familias.

Los trabajos serán financiados a partir del canon que recibe el municipio, luego de que en enero pasado se hiciera cargo del contrato de concesión del servicio, que durante dos décadas usufructuó la Provincia.




Comentarios