Atenderán con restricciones por terminación del CUIT del local y del DNI del cliente.


El plan de reapertura de la cuarentena continúa esta semana con la vuelta a la actividad de los comercios de Once y avenida Avellaneda, que cerraron el 20 de marzo y llevan cinco meses así. Este miércoles será el turno de los de la zona de Once, en el barrio de Balvanera.

Así lució Once desde el 20 de marzo. Cinco meses después volverá a funcionar oficialmente ( Juan MABROMATA / AFP)

Sin embargo, tanto para los comercios como para los clientes habrá restricciones por números de CUIT y DNI. Los locales cuyos CUIT terminen en número par (0, 2, 4, 6, 8) abrirán los días pares, y lo propio harán los impares.

Los clientes, por su parte, solo podrán ser atendidos cuando el día par o impar coincida con la última cifra de su número de DNI. Además, la atención será de 11 a 21 y bajo estrictos protocolos, como por ejemplo la prohibición de probarse ropa o tocar la mercadería.

El viernes abrirán también los locales de la avenida Avellaneda, en Flores. Tendrán el mismo horario y restricción de DNI que en Once, pero no estarán limitados por la terminación del CUIT.

El modelo fue acordado el martes en una reunión entre las autoridades porteñas y las cámaras de vendedores, y aprobado por el Gobierno nacional.

Por último, el lunes 24 reabrirán los locales comerciales de los centros de transbordo de Retiro, Liniers y Constitución, bajo las mismas condiciones que en Avellaneda.

El mismo día podrán volver a abrir los hoteles, aunque solo para casos específicos, como tratamiento médico o para empleados que viajen por trabajo. Solo se habilitarán las habitaciones, y no los espacios comunes, ni otros como spa, gimnasio o piletas. Para hospedarse habrá que presentar permiso de circulación.

Los albergues transitorios, por su parte, no están habilitados aún para volver a la actividad.




Comentarios