La salida del Real Madrid de una leyenda como Sergio Ramos nunca será un asunto fácil. El defensor contó en conferencia de prensa que él nunca quiso irse del club y que la dirigencia tuvo un trato poco usual con su renovación.

//Mirá también: Barcelona presentó una novedosa equipación para la próxima temporada

“Lo primero que me gustaría decir es que yo nunca me he querido ir del Real Madrid, siempre he querido continuar”, sentenció Ramos.

Luego de La Liga que el Madrid consiguió en 2020, la renovación del contrato de Sergio se fue demorando por los calendarios tan exigentes del club. Cuando se sentaron a discutir las claves del nuevo vínculo, surgieron los inconvenientes.

La “Casa Blanca” le ofreció un contrato por un año, con una rebaja salarial, y el defensor quería uno por dos temporadas, sin imponer quejas sobre su sueldo.

“El dinero nunca fue un problema. El presidente sabía de mi boca que lo mío no era un problema económico, era de años. Me ofrecían un año y yo quería dos, era continuidad para mi familia”, contó.

“En las últimas conversaciones digo que acepto y me dicen que ya no hay oferta. Aún habiendo dado el ok a la última oferta que había sobre la mesa, se me comunica que tiene una fecha de caducidad y yo no me había enterado”, relató Ramos.

//Mirá también: Portugal venció 3-0 a Hungría con Cristiano Ronaldo encendido: doblete y récord en la Eurocopa

Las declaraciones del español generaron mucha impotencia en sus seguidores por el trato que tuvo la dirigencia, encabezada por Florentino Pérez, con uno de los jugadores más importantes de la historia del club.

El futuro de Sergio Ramos

  • “Para mí Sergio Ramos y el Real Madrid era un matrimonio perfecto pero hay cosas que no se pueden cambiar y nos toca aceptar el presente. Toca buscar la felicidad, buscar otro equipo y rendir al máximo nivel y añadir más títulos a mi palmarés”, contó Sergio Ramos.
  • “El Sevilla es el otro club de mi corazón y viví una etapa maravillosa, pero a día de hoy no contemplo esa opción al igual que el Sevilla no lo contempla. A nivel del Barça es un no rotundo como el Bernabéu de grande. Podéis estar muy tranquilos”.