Según un informe realizado por la asociación Consumidores Libres, la canasta básica de alimentos registró un aumento del 3,64% durante agosto, mientras que desde enero acumuló una suba del 22,35%

El estudio, que se hizo en supermercados y centros de abastecimiento de los barrios porteños de La Boca, Caballito, Liniers y Pompeya, comparó que en el último mes hubo un aumento del 1,98% con relación al mismo período del año anterior y el acumulado de 2018 registró un alza del 9,99% frente al de 2017.

En el mismo mes del año pasado el incremento había sido del 1,66 por ciento, mientras que el acumulado había mostrado un avance del 12,36%.

Según Consumidores Libres, los principales ajustes se dieron en la caja de té de 50 unidades, que aumentó un 12,85%; el kilo de pollo que subió 12,07% y las tapas de empanadas de doce unidades, cuyo precio trepó 9,31%. También registraron fuertes incrementos la leche (8,77%) y el kilo de harina (8,7%).