Jorge Ríos no regresará a la casa en que fue asaltado.


Jorge Ríos, el jubilado que mató a balazos a uno de los delincuentes que había ingresado a robar en su casa de Quilmes, fue dado de alta este viernes.

“Lo más importante ahora es mi salud, quiero reencontrarme con mis hijos y mis nietos”, dijo Ríos al salir de la clínica Los Virreyes, ubicada en Ciudad de la Paz 1156, donde estaba internado desde este miércoles luego de que se le infectaran las heridas que sufrió durante el asalto.

“Confío en la justicia, sino no podríamos vivir. Me siento más tranquilo”, agregó el herrero de 71 años, que no regresará al domicilio en el que fue asaltado.

​​Ríos fue excarcelado aunque seguirá procesado por “homicidio agravado por el uso de arma de fuego”. El delito estipula una pena mínima de 10 años y 4 meses de prisión.

Así mató Jorge Ríos al ladrón


En esta nota:

Quilmes Sociedad


Comentarios