Nicolás Vázquez sorprendió ayer por la noche en "PH, Podemos hablar", programa que se emite los sábados a las 22 horas por Telefe, cuando contó una anécdota en la que reveló cómo puede llegar a ponerse en un estado de emoción violenta y de enojo.

E​n este caso, se refirió a cómo reaccionó en una ocasión frente a un delito, precisamente ante un robo de su teléfono celular en unas vacaciones en México con su pareja, Gimena Accardi.

Tras la pregunta de Andy Kusnetzoff a sus invitados por videoconferencia en relación si alguna vez estuvieron presos o detenidos, el actor contó lo que le ocurrió en ese episodio que él considera "uno de los peores viajes" de su vida.

Nicolás Vázquez contó lo que le ocurrió en ese episodio que él considera "uno de los peores viajes" de su vida.

"La habitación y la atención eran un desastre. Gime se había enfermado, la medicación decían que la cubrían. Pero al final no, y antes de irnos, yo tenía un celular que desapareció", comenzó a relatar ante la atenta mirada del conductor, Noelia Marzol, Joaquín Furriel y Darío Benedetto, quienes participaron del programa a la distancia.

Al bajar al lobby del hotel, Vázquez se enfrentó con los empleados. "Yo en mi celular tengo todo. Me decían 'Tranquilo, si usted lo dejó aquí ya va a aparecer', todo con una sonrisa. 'De ninguna manera, no hay ningún celular, usted se lo llevó consigo'", el artista reprodujo el diálogo que tuvo con el mexicano.

"Me estoy poniendo muy nervioso de verdad. Estaría bueno que aparezca porque yo uso ese celular para trabajar", dijo en ese entonces el actor, por lo que el encargado volvió a "corroborar" la situación.

El actor sorprendió cuando contó una anécdota en la que reveló cómo puede llegar a ponerse en un estado de emoción violenta y de enojo.

Luego de una segunda negación, Vázquez elevó su tono de voz. "Escuchame, maestro. Te la voy a hacer fácil. Yo soy muy tranquilo, pero también nervioso contra las injusticias. Te pido por favor que lo busquen", indicó la pareja de la actriz de "Separadas", telenovela que emite El Trece.

Vázquez señaló que el empleado le volvió a decir que estaban seguros que él tenía el teléfono, por lo que siguió acumulando bronca y pidiendo que revisen de verdad. El trabajador del hotel volvió a llamar a sus superiores y estos le dijeron que no se iban a hacer cargo de su aparato,

Así se desencadenó la inaudita y violenta reacción del actor. "De la nada, giro en slow motion, agarro un sillón de este tamaño (abre sus brazos) y lo revoleo en el medio del hall. No lo olvido más, grité '¡Quiero mi celular! Me acuerdo que había una famllia americana jugando al backgammon que me miró. Automáticamente salieron dos monos, me cazaron y me metieron en tiempo récord en una habitación. Me dijeron que podía ir preso", reveló el ex "Casi Ángeles".

Finalmente, los empleados se fijaron en las grabaciones del circuito de cámaras de seguridad del complejo, y efectivamente el celular había sido robado. "Fue ahí mismo. Me pidieron mil disculpas. Me lo devolvieron y al final de todo estaba grabado con cámaras, menos mal que nunca llegó el video a 'Intrusos'", concluyó entre risas.