El discurso de cierre del acto estará a cargo del candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández.


La Central de Trabajadores Argentinos (CTA) sesionaba esta tarde en el microestadio del Club Atlético Lanús para anunciar su regreso orgánico a la Confederación General del Trabajo (CGT) tras 28 años de ruptura.

A partir de las 18, está previsto que hablen en el escenario el jefe de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky, y el líder de la CTA Autónoma, Pablo Micheli. Tras ellos expresará un discurso el diputado nacional Máximo Kirchner.

Pablo Micheli, secretario general de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA Autónoma).

Asimismo, estaba previsto que sea una de las oradoras la intendenta de La Matanza y candidata a vicegobernadora bonaerense, Verónica Magario. También se dirigirá al público el diputado nacional y candidato a intendente de Lanús por el Frente de Todos, Edgardo Depetri.

El discurso de cierre del acto estará en palabras del candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, quien luego expresará otro discurso en las afueras del microestadio, donde estaba preparado otro escenario.

El plenario nacional de la CTA se encontraba en la tarde de este jueves en plenas deliberaciones. Unos 28 oradores tenían minutos para hablar y argumentar por qué solicitaban el regreso de la organización a la CGT.

El secretario general de la Asociación del Personal Aeronáutico (APA), Edgardo Llano, dijo a Vía Pais que es momento de reclamar “la libertad de presos políticos como el ex vicepresidente Amado Boudou y la dirigente social jujeña Milagro Sala y de pedir cárcel común para los delincuentes que van a dejar el poder el 10 de diciembre”.

Matías Zalduendo, secretario de juventud de la CTA, agregó que “el mejor homenaje que se le puede hacer al cordobazo en 50 años es que el 10 de diciembre se vayan estos chetos” de la Casa Rosada, en referencia al gobierno de Mauricio Macri.

Entre los argumentos expresados por los oradores del plenario se destacó el pedido para Fernández, sobre quien confían que presidirá la Argentina desde diciembre, para “recuperar los 35.000 empleos públicos que se perdieron durante el gobierno de Macri”.

Y Pedro Wasiejko, secretario General de Federación de Trabajadores de la Industria (FETIA) afirmó que en el sector fabril se perdieron 200.000 empleos en los últimos cuatro años, “que también hay que recuperar”.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.




Comentarios