El objetivo de la obra es tener una alternativa para asegurar el servicio a los habitantes de Mendiolaza, Unquillo, Villa Allende, Saldán y La Calera.


El gobierno de Córdoba avanza a buen ritmo con la ejecución de una nueva toma de agua de emergencia desde el río Suquía hacia la planta potabilizadora de La Calera.

El objetivo de la obra es tener una alternativa más asegurar el servicio a los habitantes de Mendiolaza, Unquillo, Villa Allende, Saldán y La Calera que se abastecen desde estas instalaciones.

El emprendimiento hídrico beneficiará a más de 140.000 vecinos de las ciudades mencionadas que reciben el agua a través de acueductos o cañerías domiciliarias.






Comentarios