Se han extremado los controles sobre las manzanas rojas de la provincia y de Neuquén. 


El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) anunció que a partir de este miércoles se autorizaron las exportaciones de manzanas de la zona del alto valle de Río Negro y Neuquén con destino al mercado de Brasil.

Según fuentes el organismo sanitario, la apertura de la frontera del país vecino se amplía a las peras que ya venían comercializándose.

En promedio, anualmente a Brasil se envían unas 22.000 toneladas de manzanas provenientes del Alto Valle, principalmente de la variedad Red Delicious.

Esta nueva medida se definió luego de los monitoreos realizados a la fruta que está en las cámaras frigoríficas y de los resultados de las habilitaciones de lotes de manzana que llegaron a los galpones de empaque.

Cabe recordar que a fines de febrero Brasil cerró las fronteras a las peras argentinas, producto de la presencia de larvas vivas de carpocapsa que registraban en frontera nueve cargamentos hacia ese destino.

Luego de numerosas negociaciones entre autoridades agrarias argentinas y brasileras, en conjunto con el Senasa, se reabrió el mercado.

Al respecto el presidente de la Federación de Productores de Frutas de Río Negro y Neuquén, Sebastián Hernandez, indicó a Télam que, “luego de las inpecciones que realizo gente del Senasa determinaron que a partir de hoy se abre el mercado con Brasil para las manzanas, anteriormente se autorizó el pasado 3 de este mes el envío nuevamente de todas las variedades de peras”.

“Mayormente las variedades de peras son la packam’s, anjou y la abate fetel, en manzanas principalmente lo que son las rojas, como la red delicius y sus clones que son variedades mejoradas genéticamente, llamadas generalmente chañares”, explicó Hernández.

Sobre los rigurosos controles el productor reconoció que “se ha hecho mas lenta la salida de fruta desde el alto valle rionegrino y neuquino”.

“La realidad es que con el tema de tener la precaución que no haya detenciones en la frontera se hace mas engorroso el movimiento, en base de que hay mas inspecciones y hay que estar al tanto de que estas cosas no vuelvan a suceder, porque puede cortarse el mercado nuevamente”, agregó.

Con Brasil el único problema que puede llegar a tener con frutas argentinas es sobre el tema de la carpocapsa, teniendo en cuenta que ellos también son productores de manzanas, más allá que nuestros productos sean diferentes, nosotros hacemos competencia en el mercado brasileño”, aseguró el referente frutícola.

“Entonces para los productores de allá es una complicación, en base de eso siempre se utiliza el tema de libre de carpocapsa, a lo cual en cualquier movimiento extraño se termina cerrando la frontera“, advitió Hernández.






Comentarios