El sábado se cumple un mes de su desaparición y la Fiscalía no descarta ninguna hipótesis.


A casi un mes de la desaparición de Daiana Ginaro en Viedma, la Fiscalía señaló que no hay una línea fuerte de investigación pero que la adolescente podría seguir en la comarca. Para intentar deducir como actuó la joven de 15 años pidieron que se confeccione su “perfil psicológico”. 

Daiana está desaparecida desde el pasado 15 de agosto y pese a la colaboración de amigos y familiares, el estudio de las cámaras de seguridad o la intervención de perros y buzos de la Prefectura no se encontró ningún rastro que permita encontrarla. 

Ante este panorama la fiscal Paula Rodríguez Frandsen comunicó que un organismo nacional para que se defina una recompensa y se confeccione un perfil psicológico de la menor. De esta manera se intentará descifrar como podría haber actuado tras la pelea que tuvo con sus padres.

Según detalla VDMNoticias, esta solicitud fue enviada hace unos 10 días al Sistema Federal de Búsqueda de Personas Extraviadas y Desaparecidas del Ministerio de Seguridad de Nación. Este estudio sera realizado por peritos que viajarán a Viedma para estudiar el legajo y entrevistar a su entorno. “Hacen un perfil retrospectivo, un análisis para atrás, para estimar cómo estaba su ánimo, qué podría haber hecho y qué no, para determinar si es una persona con más tendencia a irse o a cometer un suicidio”, precisó la Fiscal.

Al mismo tiempo la Fiscal sostuvo que es posible que Daiana aún esté en la zona: “En el país existen miles de chicos menores de edad que viven y se arreglan solos, sin sus padres o a pesar de sus padres. Andan por la calle caminando y nadie les pide un documento. Más allá de la creencia popular de que no es posible estar escondido, la realidad es que sí”.

Uno quiere creer que no es fácil esconderse porque asusta un poco saber eso. Pero no es tan complicado. Obviamente, a una persona adolescente sin recursos le es más difícil que a una persona con recursos pero no es imposible”, sostuvo. Los datos que aportaron señalaron que la adolescente podría haber estado en Alto Valle, Pedro Luro, Patagones y Viedma.

Rodríguez Frandsen señaló que no descarta ninguna posibilidad y entre ellas se encuentra el suicidio. “No puedo descartar ninguna hipótesis. El suicidio es una posibilidad que no puedo descartar mientras no pueda corroborar la otra, que es que está en algún lado sin querer volver”, comentó y aclaró; “Es una posibilidad que tengo que seguir para hacer un trabajo responsable. No es que voy al río porque los perros fueron hasta el río como ha ocurrido en otras causas de desapariciones”.

Lo único que la Fiscal no cuestiona es que la menor se fue por propia voluntad luego de discutir con su padre. La menor aprovechó cuando este bajó del auto para hablar con un abogado y escapó. “Eso con seguridad. Qué pasó después es otro tema porque estando sin su familia y en la calle, está en una situación de riesgo”, señaló.




Comentarios