Le medida no incluye al personal de las fuerzas policiales y de seguridad, y del Ministerio de Salud.


La gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, decretó un receso general excepcional para la administración pública hasta el 31 de marzo, como medida preventiva para hacer frente al coronavirus.

Fuentes del gobierno provincial informaron que quedan fuera de esta disposición el personal de las fuerzas policiales y de seguridad, y del Ministerio de Salud.

La medida excluye a funcionarios policiales y a los que integran organismos de salud (web).

La medida, publicada el pasado miércoles 18 en el Boletín Oficial, establece en su primer artículo “el receso general excepcional, librando de asistencia al personal, cualquiera sea su condición, bajo requerimiento de respetar el aislamiento dispuesto”.

Arabela Carreras lo confirmó a través de Twitter (web).

“Se faculta al resto de los organismos y dependencias de la administración pública provincial que presten servicios esenciales y que sean necesarios para afrontar la emergencia sanitaria”, agrega.

Por otra parte la gobernadora Carreras invitó a los municipios y comisiones de fomento y entidades públicas a actuar de la misma manera, en el marco de la propagación de la pandemia en el país.




Comentarios