Así lo señala un informe del gobernador Miguel Campero, de 1935. Citrus como una de las tantas alternativas a la caña de azúcar


En 1935, según un informe del gobernador de ese entonces de la provincia, Miguel Campero, comenzó en la provincia un trabajo para la diversificación de las actividades agrícolas, ante el monocultivo de la caña de azúcar. Allí se impulsa la citricultura como una alternativa, y hoy Tucumán es el principal productor de limón del mundo.

Dice el informe que “durante estos últimos cuatro años, la Estación Experimental ha hecho mucho más apreciable sus servicios por la magnitud de sus investigaciones, por las consultas atendidas, por los experimentos realizados, por la provisión de semilla y plantas selecciones, las convenientes para la región y por dar a conocer las buenas prácticas agrícolas y las siembras adecuadas”.

Luego continúa diciendo que “a las secciones de Agricultura de Caña, Agricultura General, Horticultura, Botánica y Fitología y Química y Fomento Agrícola, que son las principales, se agregó en 1936 la de Experimentación y Fomento Algodonero”.

Más adelante señala que “la Sección Fomento Agrícola realiza un gran esfuerzo para combnatir la monocultura, estimulando la siembra y plantaciones de cultivos alternados con la caña de azácar, especialmente los cereales, como el arroz, el maiz y el trigo; las oleíferas, como el maní y el girasol; las forrajeras, como la alfalfa, la grama Rhodes y los sorgos; las industriales como el tabaco; las textiles, muy especialmente.




Comentarios