Música para las Escuelas busca recaudar fondos para ayudar a escuelas de alta montaña.


“Música para las Escuelas”, es un festival solidario de arte, cuyo objetivo es recaudar fondos para acercar instrumentos musicales a escuelas de alta montaña.
Bajo el lema “Hagamos Música”, se desarrolla la idea de abrir la posibilidad del arte como expresión, como espacio de encuentro, desde la escuela y como posibilidad de vida.
Así, año a año, el festival se ha ido consolidando como un punto de encuentro para los artistas tucumanos de diversas disciplinas.

Este año se realizará la sexta edición del festival, el domingo 15 de septiembre en el MUNT (Museo de la Universidad Nacional de Tucumán), desde las 16:30 hasta las 23.30 horas.

Matías Vega, es actor, músico y Chef, además es el presidente de “Música para las Escuelas”. Al referirse a esta organización manifestó: “se trata de un festival donde hay bandas de folclore, cumbia, jazz y rock. Entre banda y banda se presentan artistas de circo, bailarines de danza contemporánea y afroamericana. Además, tenemos un sector electrónico donde hay DJs con distintas especialidades, distintos géneros. Son muchas cosas que se unen para hacer este festival”. También agregó que teniendo en cuenta el objetivo del festival, los artistas se presentan de forma gratuita.

Por otro lado, Matías explicó el concepto de solidaridad que trabajan desde la organización: “Nosotros pensamos que a la solidaridad tenemos que trabajarla desde la idea que: le damos los instrumentos a las escuelas para que ellos puedan trabajar con estos instrumentos y puedan venir el año siguiente al festival, a tocar y ayudar a otra escuela, que sea como una rueda”.

Cabe destacar que, la entrada al festival es libre y gratuita, “cualquier persona puede ir y colaborar de la forma en la que quiera y pueda”, solamente se vende un bono contribución, que son stickers con diseño de artistas plásticos tucumanos, ocho diseños distintos que los artistas hicieron para este festival, incluyendo un artista de Tandil, “Nico Ilustraciones”. Los stickers se venden a $100 y se sortea un asado para 10 persona.

El grupo que organiza esta movida solidaria está constituido por seis personas, que cuenta con la colaboración de 60 voluntarios, 95 artistas y 15 fotógrafos entre otros, en total suman 200 personas trabajando ad honorem para realizar el festival, que en ediciones anteriores tuvo una convocatoria de mil personas entre el público.




Comentarios