El técnico de Mitre dijo que no hay grandes secretos para salir de este mal momento del club.


A cinco fechas del final, Mitre afronta el momento más duro desde que arrancó el campeonato de la B Nacional, porque lleva seis partidos sin ganar y no solo se alejó de la cima, si no que hasta el momento está quedando afuera del octoganal final.

Este flojo presente derivó en que Alfredo Grelak sea removido de su cargo como director técnico y el que tomó las riendas fue Arnaldo Sialle, un viejo conocido, que fue el entrenador que hizo ascender al Aurinegro del Argentino A a la segunda categoría del fútbol argentino.

“Si bien no es la manera que uno hubiese querido de asumir, pero es la realidad que nos toca y hay que afrontarla. Tenía ganas de dirigir, pero no sabía donde me podía tocar, pero quería retomar la actividad de director técnico. Pero a veces, el fútbol es tan dinámico que pasan inconvenientes que aceleran las cosas y hay que hacerse cargo. Hay que estar al pie del cañón”, sostuvo Sialle.

“Conozco a los muchachos y lo primero que hay que hacer es mantener la tranquilidad. Hay un plantel capaz y han demostrado todo ello. Tranquilamente, en cualquier momento, se puede volver a demostrar lo que se hizo. Hay que hablar lo menos posible y accionar al máximo. No hay grandes secretos. Hay que brindarles apoyo, sacarles la presión de la responsabilidad extrema que hay en cada uno de los jugadores. Queremos ir paso a paso, el domingo tendremos un partido importante y una muy buena posibilidad de retornar a la senda de la victoria”, cerró en declaraciones a Diario Panorama.






Comentarios