La provincia figura última tanto en la distribución nominal como real en todo el cuatrimestre. Provincia y ciudad de Buenos Aires, bien arriba.


Santa Fe fue la provincia más perjudicada del país en el reparto de recursos por coparticipación que realiza el Gobierno nacional en abril y durante todo el primer cuatrimestre. En términos reales, la distribución cayó en todas las jurisdicciones, con la particular excepción de provincia de Buenos Aires y ciudad de Buenos Aires donde hubo mejoras.

Así lo establece un informe del Iaraf en base a datos de la Dirección Nacional de Coordinación Fiscal con las Provincias y el Indec. “De acuerdo a los datos del mes de abril de 2019, el monto recibido por las jurisdicciones en concepto de Coparticipación y Leyes Especiales alcanzó los $110.124 millones, presentando un crecimiento del 55% respecto al envío de fondos durante el mismo mes del año anterior”, destacó el trabajo.

Sin embargo si se tiene en cuenta el efecto de la inflación sobre los fondos enviados a las provincias, “la coparticipación durante el mes registró una caída de 0,8% en términos reales”, aclara. Santa Fe figura última en ambos listados, con una variación nominal del 45%, que deflactada por inflación se convirtió en una caída del 7,2% en los ingresos que deriva Nación.

En cambio ciudad de Buenos Aires y provincia de Buenos Aires fueron las grandes beneficiadas con un crecimiento nominal de 94,9% y real del 24,7%%, y del 73,1% y 10,8% respectivamente. Esto se explica por el denominado “consenso fiscal”, el traslado de fuerzas policiales a Capital Federal y la recuperación parcial del Fondo del Conurbano.

Si la comparación es por cuatrimestre, otra vez Santa Fe es la más perjudicada, con un crecimiento nominal de coparticipación del 39% que se transforma en una caída real del 9%.






Comentarios