Luciano La Morgia no puede explicar lo que sucedió en su campo, en la localidad de San Pablo, al encontrar tres terneros muertos a los que les quitaron las orejas, parte de la cabeza y el ano. Los hechos ocurrieron el Viernes Santo y el lunes.

Animales mutilados, el chupacabra

El Viernes Santo encontraron el primer ternero en estado de descomposición, mutilado, con agujeros de dos centímetros de profundidad en su cuerpo y sin rastros de sangre. El último episodio fue el lunes, cuando encontraron a dos terneros más en las mismas condiciones. Estaban valuados en 10 mil pesos.

"La verdad que no sé qué puede ser. No puedo decir que es un animal u otra cosa. Si fuera un puma, se comería la cabeza o alguna parte, pero no es este el caso", declaró confundido La Morgia a El Diario de la República

Animales mutilados, el chupacabra

Además explicó que habló con el presidente del Centro de Ganaderos, quien le aseguró que en "13 años de profesión nunca vio algo igual". El campo está ubicado en la localidad de San Pablo a 200 metros yendo hacia Concarán por un camino de tierra, cerca de la ruta Provincial Nº 8.