Leonardo Cerezo, un reo sanjuanino de 33 años, se fugó hace una semana cuando estaba a punto de ser operado.


Todas las fuerzas de la Policía de San juan buscan con intensidad a un interno del Penal de Chimbas que se fugó el miércoles pasado del Hospital Guillermo Rawson. El sujeto fue identificado como Leonardo Cerezo, de 33 años, quien cuenta con un alto prontuario delictivo. Aparentemente se escapó cuando estaba a punto de someterse a una cirugía por una instrucción intestinal.

Cerezo había sido internado hace una semana porque, según explicaron fuentes policiales a Tiempo de San Juan, tenía muy perjudicado su intestino. Fue justamente antes de ingresar al quirófano cuando el astuto ladrón aprovechó la ausencia del policía que lo custodiaba –se presume que fue al baño- y que estaba sin las esposas para huir a toda prisa por los pasillos del nosocomio de Capital.

Ahora el personal de la Comisaría 28°, que estaba a cargo de su custodia, junto a los uniformados de la Central de Policía lo buscan en toda la provincia. A una semana de fugarse, no hay pistas sobre su paradero pese a que hicieron varios allanamientos para dar con él.

Sobre el agente que estaba de servicio y debía cuidar al reo en el hospital, todavía sigue cumpliendo su labor. La Unidad de Investigaciones en Control y Gestión, que se encarga de la investigación de todos los hechos cuando hay un uniformado implicado, decidirá si le aplicará una sanción o no.






Comentarios