Una de las más importantes apuestas del Acuerdo San Juan fue un plan gubernamental de apoyo a quienes no tienen trabajo. Lo que se busca es que las empresas contraten personal de una bolsa de interesados que se fue formando y reciban a cambio de esto $10.000 de aporte provincial. La inscripción de los interesados culminó con más de 5.000 personas anotadas. Ahora es el turno de las empresas. Tanto el Ministerio de la Producción como el Ministerio de Gobierno le solicitaron a las empresas sanjuaninas interesadas en participar del programa "San Juan Trabaja" a inscribirse en la plataforma sanjuantrabaja.sanjuan.gob.ar

Este programa consiste en un aporte de la Provincia, con el cual se pretende beneficiar a empleados y empleadores. En una etapa inicial y en su modalidad de entrenamiento laboral, los trabajadores percibirán una ayuda económica mensual de $10.000 d-urante los primeros tres meses que dure el entrenamiento y capacitación-. Luego de ese periodo, las empresas podrán admitir los trabajadores en su planta permanente de empleados y en ese caso, se beneficiarán con un aporte similar a lo largo de otros 6 meses.

El programa "San Juan Trabaja" tiene por objeto mejorar las condiciones de empleabilidad de trabajadores desocupados. La idea es que los empleados se capaciten, incorporen habilidades y puedan mejorar sus condiciones de vida. Con la pandemia y el aislamiento, se produjo una gran cantidad de despidos, el programa justamente comenzó a aplicarse en este momento para amortiguar el golpazo económico de la cuarentena.

Pueden participar en el programa empresas o entidades privadas radicadas en San Juan. Aclararon que pueden ser de cualquier rubro, sector productivo, agropecuario, minero, Industrial, comercial, de servicios, emprendedores. En cuanto a los niveles de facturación, no será un factor para la inscripción. Se habilita a anotarrse tanto a micros, pequeñas, medianas o grandes empresas dispuestas a ofrecer puestos de trabajo genuino. El requisito clave es que las empresas deberán estar inscriptas en la AFIP y ante los organismos correspondientes, poseer al menos un trabajador en relación de dependencia y no haber efectuado despidos masivos de personal.

"San Juan Trabaja" incluye entre sus destinatarios a trabajadores desocupados con discapacidad y a trabajadores desocupados con dificultades de inserción en el empleo como así también a aquellos trabajadores desocupados que desean reconvertir su perfil laboral. Ya son 5.000 los interesados.