San Juan Trabaja, el programa impulsado por el gobierno provincial para mejorar la calidad del empleo ya registró más de 5 mil inscriptos, quienes desde el 19 de octubre podrán conocer las ofertas de las empresas que contratarán y capacitarán a los trabajadores que se sumen a la iniciativa.

En conferencia de prensa, los ministros de Producción, Andrés Díaz Cano y de Gobierno, Fabiola Aubone, coincidieron en señalar una de las bases del programa es el acceso a la plataforma digital que funciona como nexo entre oferta y demanda.

Para inscribirse, tanto empresas como trabajadores deben ingresar al sitio San Juan Trabaja; en caso de no contar con conectividad o las herramientas necesarias para hacerlo, deberán contactarse vía telefónica con el Ministerio de Producción (430-6430) o la Subsecretaría de Trabajo (420-3505).

Aubone añadió que “muchas empresas ya han entrado en contacto con el Gobierno para desarrollar una articulación que apunta a la cultura del trabajo”.

A partir de esto, "será ejecutado un convenio con la agencia encargada de realizar cada remuneración de quienes sean incluidos en este programa, y también las sanciones por incumplimiento de cualquiera de los términos de San Juan Trabaja", añadió la funcionaria.

El programa contempla que cada persona desocupada, con precariedad laboral, y que no cuenten con ningún tipo de subsidio, podrán trabajar en empresas en las empresas que se inscriban a través de la plataforma, recibiendo una ayuda del Estado provincial de $10.000 durante un lapso de tres meses.

En caso de que las empresas decidan contratar de forma definitiva al postulante, la Provincia extenderá ese aporte por otros seis meses más, aunque en esta etapa se lo abonará directamente a la empresa.

Este beneficio está destinado a residentes en la provincia, mayores de 18 años y desocupadas o en situación de precariedad laboral, como también a trabajadores de economía informal o social y monotributistas sociales que no perciban subsidios municipales, provinciales o nacionales.

Por parte de las empresas, pueden participar firmas de cualquier rubro y sector productivo (agropecuario, minero, industrial, de servicios y de comercio) debidamente inscriptas en la AFIP, las cuales se comprometerán además a brindar capacitación a los nuevos recursos humanos.