En San Juan, siete uniformados de las Fuerzas de Seguridad están en la mira de la Justicia por apremios ilegales.


El 20 de junio pasado, en un operativo policial, un joven sanjuanino fue detenido porque le faltaban algunos papeles del auto. En la comisaría se habría producido una brutal golpiza que hoy tiene a 7 efectivos en la mira, detenidos e investigados por la Justicia. El joven dio detalles de lo ocurrido esa noche porque se habría negado a firmar un acta.

La víctima es Mauricio Ontiveros, de 32 años. Según publicó Diario de Cuyo, cuando ocurrió todo él había ido en su auto a dejar a un amigo y fue detenido por la Policía en la calle.

“Cuando volvía de llevar a un amigo me detuvo un patrullero, me pidieron los papeles y me faltaba la RTO y la tarjeta verde. Proceden a radiarme el auto y llevarme ala comisaría esposado”, relató el jóven.

En la Seccional 7ma, ubicada en el departamento de Pocito, al Sur de San Juan, comenzó la pesadilla para Ontiveros cuando se negó a firmar un acta que le pidieron los uniformados.

“Uno me golpeaba y otro me tenía las manos para atrás. Yo caí al piso y ahí me dieron patadas en un oído. Después me llevaron al calabozo donde me dejaron sin zapatillas”, relató Ontiveros. Además de la paliza, le habrían prohibido comunicarse con su familia y recién al otro día, con el cambio de guardia, fue liberado.

“Cuando sentí los golpes en el oído tuve miedo.Fue una situación muy rara, jamás pensé que me iba a pasar algo así. Espero que se haga justicia. Un día se les puede ir la mano y matar a alguien”, detalló. Ahora, siete policías están siendo investigados por la Justicia, paralelamente se inició un sumario interno en la Secretaría de Control de Gestión y habría un video que complicó a los efectivos por su violento accionar con el detenido.

Así le quedó el rostro al joven después de la golpiza.





Comentarios