A raíz de una denuncia realizada en Estados Unidos, se disparó el allanamiento de 62 viviendas en Argentina, con el objetivo de desbaratar una banda de la peor calaña que se dedica al tráfico y distribución de pornografía infantil.

En la provincia de Salta se realizaron 7 allanamientos en Barrio Solidaridad (Ciudad), Cerrillos, Gral. Güemes, Campo Quijano, General Pizarro, Salvador Mazza e Hipólito Yrigoyen, donde se secuestró importante material para sumar a la causa iniciada en el Juzgado de Garantías Número 4 de Quilmes.

Pornografía infantil en Salta

Entre los objetos secuestrados por las autoridades se encuentran celulares, notebooks, memorias y otros elementos importantes para la causa que se investiga minuciosamente hace meses, buscando en el país las fuentes de tráfico de pornografía infantil.

Según consignó El Tribuno, todo comenzó por un reporte del Centro Nacional para Niños Desaparecidos y Explotados de Estados Unidos, en donde se denunció el tráfico de imágenes de pornografía infantil con origen en la Argentina.

Según trascendió, el Juzgado de Garantías Nº4 de Quilmes, encabezado por Diego Agüero, comenzó una investigación paralela sobre determinadas páginas web donde se ofrecían enlaces a grupos de Whatsapp en los que se intercambiaba imágenes de abuso sexual infantil.