El crimen ocurrió mientras víctima y acusados se encontraban bebiendo alcohol en una casa de Pichanal el día de Navidad.


En la mañana de Navidad, varias personas participaban de una reunión en una casa en Pichanal en la que habían estado bebiendo alcohol toda la noche. Entre ellos se encontraba la víctima, Justo Cisneros de 21 años, y sus agresores, los hermanos Juan José y Walter Romero y su primo Marcelo César Saldaño.

Tristemente, y como suele ocurrir cuando los concurrentes han bebido demasiado, los festejos navideños derivaron en una pelea. Ante esta situación, Cisneros intentó retirarse del lugar, pero Saldaño le arrojó piedras y una botella y los hermanos Romero lo alcanzaron y lo apuñalaron.

El joven Justo Cisneros fue trasladado de urgencia y asistido en el hospital local, pero finalmente falleció a causa de un shock hipovolémico.

El juez Mario Maldonado, luego de recibir la confesión de los acusados y la aceptación de los hechos imputados, condenó a Juan José y a Walter Romero a la pena de 9 años de prisión efectiva. Mientras que Marcelo César Saldaño fue condenado a la pena de 6 meses de prisión de ejecución condicional y le impuso reglas de conducta.





Comentarios